Amortización

De Descuadrando

Contenido

Concepto

Se entiende por amortización de los bienes de inmovilizado la captación contable del proceso de depreciación física, funcional y económica que los afecta, es decir su registro en la contabilidad. La amortización cumple una serie de funciones:


Funciones

  1. Función contable. Comprende dos aspectos básicos: Incorporar al coste del período la depreciación del inmovilizado, como de su participación en el proceso de producción y Disminuir el valor del activo fijo, e consonancia con la depreciación experimentada.
  2. Función financiera. La amortización implica la transformación de activo fijo en circulante. En efecto, desde el punto de vista financiero, el capital inmovilizado en la compra del equipo de va realizando gradualmente al incorporar la amortizacion al coste del producto, recuperando su importe al vender los mismos.
  3. Función económica. La amortización tiene como misión reconstruir el valor consumido del activo fijo, reteniendo en la empresa el importe correspondiente a la depreciación experimentada.

Mientras que el coste de los materiales consumidos y de la mano de obra utilizada pueden determinarse con cierta objetividad, la cuantificación de la depreciación del inmovilizado es una cuestión esencialmente subjetiva.


Sistema de amortización

Un sistema de amortización es la función representativa de la disminución del valor del bien. Puede ser constante, decreciente, creciente, etc. Una vez determinadas estas cuestiones se podrá definir la política de amortización que seguirá la empresa. Es importante elegir un sistema de amortización para cada bien que refleje la depreciación que sufre el mismo realmente. Hay que recordar que aunque una empresa contablemente puede acogerse a cualquiera de los métodos de cálculo que veremos a continuación, no todos son admitidos fiscalmente. Por lo tanto, una cuestión es la amortización contable, que normalmente se hará coincidir con la depreciación económica, y otra cuestión es la amortización fiscal, es decir la cantidad que anualmente puede imputarse como gasto fiscalmente deducible.


Clasificación de los sistemas de amortización

Sistemas de amortización financieros

Son aquellos que tienen en cuenta el tipo de interés de la inversión realizada para la recuperación del valor del inmovilizado.

  1. Sistema de amortización constante, lineal o de cuota fija
  2. Sistema de amortización degresivo con porcentaje constante
  3. Sistema de amortización degresivo mediante suma de dígitos decrecientes
  4. Sistema de amortización progresivo mediante suma de dígitos crecientes
  5. Sistema de amortización proporcional a la actividad o según el grado de uso
  6. Sistema de amortización basados en los consumos estimados o a costes predeterminados

Sistema de amortización constante, lineal o de cuota fija

Consiste en que la cantidad a amortizar anualmente es la misma, durante la vida útil del bien. Por lo tanto consiste en repartir el coste del elemento inmovilizado en fracciones iguales y repercutirlo en los costes de los respectivos ejercicios económicos correspondientes a su vida útil. Es el método más utilizado por su sencillez operatoria, no obstante sólo debe emplearse en aquellos casos en que la depreciación física o bien la obsolescencia económica prevalecen sobre la depreciación funcional, tal y como ocurre con el mobiliario y enseres, instalaciones, edificios, etc. Por lo tanto el coste derivado de este sistema de amortización se considera FIJO. La anualidad o cuota de amortización se puede calcular como un porcentaje del valor a amortizar: Cuota = 100/ n ; n= años de vida útil. O bien se puede calcular directamente en función del número de años. Cuota = Base de amortización / vida útil del bien (en años)

Sistema de amortización degresivo con porcentaje constante

Consiste en calcular la cuota de amortización como un porcentaje constante sobre el valor pendiente de amortizar.

Sistema de amortización degresivo mediante suma de dígitos decreciente

La forma de efectuar el cálculo de la cuota de amortización se muestra realizando los siguientes pasos: - Se forma una serie numérica decreciente asignando al primer número de la serie un valor igual al número de años de vida útil y se suma. - Se obtiene la “cuota de amortización por dígito”, dividiendo la base entre la suma de dígitos. Cuota por dígito = Base a amortizar / suma de dígitos - Se calcula la cuota de amortización anual multiplicando la “cuota por dígito” por el valor numérico del dígito que corresponda en la serie.

Sistema de amortización progresivo mediante suma de dígitos creciente

El cálculo de la cuota se realiza del mismo modo que en el sistema decreciente de suma de dígitos pero en este en sentido creciente.

Sistema de amortización proporcional a la actividad o según el grado de uso

Es el método de amortización más correcto cuando la depreciación funcional es la causa predominante de la disminución del valor del equipo. La forma de proceder es la siguiente: - Se calcula la vida útil del bien, que denominaremos U, expresada en unidades físicas, según el bien de que se trate: horas de funcionamiento (máquinas), kilómetros a recorrer ( vehículos ), etc. - Se determina la amortización correspondiente a cada período en función de las unidades físicas utilizadas o consumidas en ese período (u). De este modo, la cuota de amortización será: Cuota = u x Base de amortización / U. De esta forma la amortización se convierte en una carga proporcional a la actividad desarrollada, siendo por lo tanto un coste VARIABLE.

Sistema de amortización basados en los consumos estimados o a costes predeterminados

Son métodos en los que la cuota de amortización está fijada al comienzo del período, es decir, que no se mide el consumo que se puede imputar a cada producto, permitiendo, de esta manera el cálculo de costes y la valoración de inventarios, la fijación de precios y la determinación de márgenes durante el proceso productivo, sin esperar al cierre del ejercicio, para el establecimiento del presupuesto empresarial.

Sistemas de amortización no financieros

Son aquellos que no tienen en cuenta el tipo de interés de la inversión realizada. Suelen ser los más utilizados.

Otros métodos de amortización

Sistemas de tasación pericial

Un experto valora anualmente el valor del bien, siendo la diferencia entre un año y otro el valor a amortizar del mismo.

Amortización irregular

Se pueden dar multitud de variantes; por ejemplo empezar a amortizar con un sistema de cuotas crecientes y terminar con un sistema de cuotas decrecientes.

Amortización mediante modelos estocásticos

En los que entra en juego el cálculo de probabilidades.

El empresario, como ya hemos dicho, debe seleccionar la amortización que mejor se adapte a la naturaleza técnico- económica de cada equipo, de modo que la contabilidad realice la captación, representación y medida de la disminución del valor de cada equipo en el tiempo, a la vez que obtenemos unos costes correctos.


Bibliografía

  • Requena, J.M. y Vera, S. Contabilidad interna (Contabilidad de costes y degestión), 3ª ed. actualizada, Ed. Ariel, Barcelona, 2008
  • Serra Salvador, V. (2003) Contabilidad de costes. Cálculo, análisis y control. Tirant Lo Blanch, Valencia.
  • Muñoz Merchante, A. (2009) Análisis de estados financieros. Teoría y práctica, Ed. Ediciones Académicas, Madrid.


Enlaces Externos

[www.ecofin.ull.es/users/ipinillo/costes Apuntes de costes del Profesor.-Ignacio De Martín-Pinillos Castellanos Universidad de Laguna/ Departamento de Economia Financiera y Contabilidad]

Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Acciones